• La Compañía expresa su extrañeza ante el proceso iniciado por el organismo ambiental, pues según todos los análisis que posee, realizados por consultores independientes y validados por la autoridad, la extracción de agua que realiza no genera ningún tipo de daño ambiental.

Minera Centinela fue notificada el día de ayer de la formulación de cargos por parte de la Superintendencia de Medio Ambiente (SMA) por un supuesto daño ambiental que afectaría al arroyo de La Vertiente, hábitat de la Ranita del Loa. La Compañía se encuentra analizando los antecedentes para responder al organismo ambiental.

Sin embargo, la empresa declara su extrañeza ante los cargos formulados, ya que más del 92% del agua que utiliza para operar es agua de mar sin desalar. El porcentaje restante corresponde a aguas continentales subterráneas que se extraen del acuífero de Calama, para lo cual cuenta con todos los derechos y permisos ambientales correspondientes.

Cabe destacar que el hábitat de la Ranita del Loa no se ve afectado por la extracción subterránea de agua que realiza Minera Centinela. Su hábitat se encuentra en cursos superficiales de agua, a más de 4 kilómetros de distancia y sin ninguna conexión hidrogeológica con el sector desde donde extrae agua la compañía.

Lo anterior se encuentra respaldado a partir de análisis técnicos solicitados a consultores externos y que han sido presentados a la autoridad competente. Pese a su extrañeza y convicción de que su operación se realiza bajo altos estándares de cuidado y respeto por el medio ambiente, manifiesta su total disposición a colaborar con la Superintendencia para entregar toda la información necesaria que permita aclarar y despejar cualquier duda en torno a esta situación.